Un juego para toda la familia: ¡Adivínalo!

Pues, sí, ya hemos llegado a Febrero. ¿Qué tal van vuestros propósitos de año nuevo?. La verdad es que yo no hice ninguno así que no he incumplido nada por el momento. Quizás sea la mejor estrategia para evitar la frustración. Bueno, en realidad es que no me entran más propósitos en mi agenda, así que mi único propósito es seguir cómo estoy sin desfallecer en el intento. Aunque la falta de horas de sueño, hace que haya días muy cuesta arriba. Mis zascandiles son así, dos buhitos, que recargan pilas rápidamente.

Hoy os traigo un juego casero para disfrutar de un rato en familia o con amigos en el que los zascandiles puedan participar activamente. En realidad es una re-mezcla de los conocidos juegos Tabú y el clásico juego de las películas, al que al menos yo, jugué mucho en los campamentos de verano.

Esta adaptación que hemos hecho por aquí, surge como un reto a la zascandil.  Míriam siempre nos sorprende con su habilidad para hacerse entender en esos momentos agónicos en los que te ha repetido tres veces lo mismo y sigues con cara de tonto sin saber lo que dice. Ante esa situación, ella lejos de perder la calma, se las apaña de maravilla para explicarse vía sinónimos, vía canciones, vía ejemplos…así que me pareció una buena idea seguir explorando este campo y proporcionarla herramientas para aumentar su vocabulario, su expresividad corporal y su memoria…¡todo un reto!.

A este juego lo hemos llamado: ¡Adivínalo!. La idea del juego es muy sencilla, pero es a su vez muy divertido y, como casi todo lo simple, las posibilidades son muy amplias.

Material:

  • Fotografías o imágenes adaptadas al nivel de los zascandiles. Es muy sencillo, sólo has de preparar el set de imágenes que consideres para tu zascandil y a jugar.
  • Si lo prefieres puedes descargarte nuestras imágenes gratis para empezar. Es un pdf que contiene 56 imágenes preparadas para imprimir y recortar. (Imágenes con licencia Creative Commons CC0). Para obtenerlo, sólo has de formar parte de la familia zascandil, registrate en el blog (en este enlace http://eepurl.com/cfDzlr) y cuando hayas finalizado el registro el sistema te enviará el pdf con el juego. Los que formáis parte de la comunidad zascandil en el blog, recibiréis el pdf sin hacer nada.

Desarrollo del juego:

En este juego, los zascandiles son los protagonistas. Aunque podéis variar las normas para que participe toda la familia, la idea es favorecer su habilidad para comunicarse y expresarse.

  • La primera variante del juego es la de adivinar la imagen de la tarjeta describiéndola. Deben describir su forma, olor, color, categoría, material, etc..intentando que sólo dejen para el final su utilidad. Por ello, mi recomendación es que les interroguéis vosotros. Por ejemplo: Llaves. Sería obvio si les dejas a ellos directamente porque lo que van a decir: “Sirve para abrir puertas”. Pero podéis llevar vosotros las riendas del juego pidiéndoles un esfuerzo descriptivo: ¿Qué tamaño tiene?, ¿De qué material está hecho?, ¿Qué forma tiene?,  ¿De qué color es?, ¿Qué espesor tiene?, ¿Es un ser vivo?, ¿Dónde vive?, ¿Es un instrumento musical? ¿de cuerda, de viento, de percusión?, ¿….?.. Jugando así, serán conscientes de todas las posibilidades que nos da el lenguaje para definir un objeto.

Juego_en_familia_adivinalo

Juego_en_familia_adivinalo Juego_en_familia_adivinalo

  • La segunda variante del juego, consiste en describir la imágen de la tarjeta mediante mímica. Esta parte puede ser tan sencilla como difícil. Las tarjetas que nosotros tenemos, tienen varios niveles de dificultad, por lo que puede que sea inmediato describir una guitarra mediante mímica, como pasaros 5 minutos intentado saber que hace con las manos subiendo y bajando pulgares, para luego resultar que estaba “cascando un huevo”.

Juego_en_familia_adivinalo

  • La tercera variante del juego, es la que más ha gustado a Míriam. Y trata de describir la imagen de la tarjeta usando canciones que contengan dicha palabra. La verdad, es que requiere de un esfuerzo y conocimiento musical grande, pero seguro que os sorprenderá el bagaje de los zascandiles. Es cierto que la música en nuestro caso nos acompaña a todas horas, pero me dejó sorprendida que fuera capaz de encontrar  35 canciones diferentes en las que se mencionaba la palabra de la imagen en cuestión recurriendo al español, al inglés, a canciones del colegio, de casa…¡incluso llegó a inventarse canciones, a ver si colaba!… Os juro que existe una canción infantil para cada una de las imágenes que veis en la fotografía…por favor, si encontráis canciones para las 21 tarjetas restantes decídmelo!!!

Por ahora estos son las variantes del juego que hemos probado. En mi mente tengo otras posibilidades para las tarjetas, aunque no entran en la categoría del ¡Adivínalo!, como por ejemplo usarlas para jugar al veo veo tanto normal como adaptado a “contiene la letra”… (sobre todo por la obsesión de Míriam con este tema) y, también me gustaría usarlas para inventarnos cuentos o historias cortas, tal y como se hace con el juego de Story Cubes (Si no conocéis estos juegos, os digo yo que merece la pena la inversión tanto en el clásico como en el de acciones). Pero seguro que hay muchas más posibilidades para las tarjetas que vosotros tenéis en mente.

“Si obedeces todas las reglas…te perderás la diversión”. 

Me encantaría ver vuestras experiencias con esta actividad. ¿Se os ocurren nuevas posibilidades?. Por ello, si lo probáis en casa y lo compartís en redes sociales, os propongo subirlo con el hashtag #adivínalo

Zascandilerias es Tiempo en Familia. Experiencias con Niños. Creatividad Infantil. Divertirse Aprendiendo. Probar a Experimentar, Crear, Fallar, Transformar. Crecer jugando. Proporcionar una infancia llena de recuerdos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *